Con mayor control de circulación, el AMBA ingresa en la cuarentena más estricta

Salud
Lectura

El Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) iniciará desde la medianoche de este 1 de julio una nueva fase del aislamiento social obligatorio con mayores restricciones al transporte público y estrictos controles en la circulación y en las actividades sociales, con el objetivo de afrontar la multiplicación de casos de coronavirus detectada en las últimas semanas. La medida tomada por el gobierno nacional abarca, además, a la provincia del Chaco, al departamento rionegrino de General Roca y el aglomerado urbano de Neuquén.

La cuarentena más estricta comienza después de que los casos de Covid-19 a nivel nacional superaran el número de 64.500. De los 2.262 casos nuevos, 1.374 se confirmaron en la provincia de Buenos Aires y 744 en la ciudad de Buenos Aires, distritos que aglutinan el 91 por ciento de los casos en el país. El aislamiento será reestablecido hasta el 17 de julio próximo por el rápido crecimiento de casos en la zona, donde reside el 40 por ciento de la población y que reúne más del 80% de los casos positivos de la enfermedad causada por el coronavirus.

Nueva cuarentena: la Ciudad condonará el ABL a los comercios que vuelven a cerrar

La medida implica el regreso a la Fase 1 del aislamiento social preventivo y obligatorio establecido el 20 de marzo anterior, donde fuerzas de seguridad montaron controles en los accesos a la capital y al transporte público, reservado para trabajadores de 24 actividades esenciales que sólo podrán utilizar colectivos, trenes y subtes presentando un Certificado Único Habilitante de Circulación (CUHC) otorgado por el gobierno.

"La intención de una cuarentena más fuerte es frenar los contagios. El diagnóstico es que hay una situación no solo de crecimiento sino de dispersión de la enfermedad en el primer cordón del conurbano y entrando en el segundo", dijo el gobernador bonaerense, Axel Kicillof. En tanto, subrayó: "Esperamos que esta nueva fase tenga efectos muy determinantes para aplanar o reducir la curva y parar el crecimiento exponencial, ése es el objetivo de esta cuarentena mucho más fuerte y por un tiempo limitado".

Gráfico: cómo serán los controles en las estaciones de trenes

Infracción por infracción, qué pasa con quienes violan la cuarentena en el AMBA

El ministro de Transporte de la Nación, Mario Meoni, anunció que durante la nueva etapa que se reducirá a la mitad la cantidad de permisos otorgados por el Gobierno para el nuevo período de la cuarentena en el AMBA y remarcó que "eso impactará en el transporte público y la movilidad en general". "Bajó la cantidad de permisos pedidos porque bajó la cantidad de actividades permitidas. Estimamos que habrá una baja del 50% y eso impactará en el transporte público y la movilidad en general", sostuvo el funcionario nacional.

El Ministerio de Seguridad cerró 27 accesos a la Capital Federal, al dejar habilitados 40 puntos de ingreso vehiculares y 26 de carácter peatonal, con presencia de efectivos policiales, agentes de tránsito y de prevención. Con respecto a los ferrocarriles suburbanos, los usuarios del ramal Tigre-Retiro de la Línea Mitre y de la Línea Sarmiento deben reservar anticipadamente su viaje a través de una app.

"Se reforzarán los controles en los 40 accesos vehiculares (20 habilitados y 20 semihabilitados) y en los 26 pasos peatonales dispuestos. También se dispondrán retenes internos en los puntos de mayor afluencia de autos", señaló el Ejecutivo porteño. Agregó que se realizarán "controles a usuarios de transporte público que serán dinámicos y rotativos en los distintos Centros de Trasbordo; corredores de Metrobus; ingresos al subte habilitados; y sobre las líneas de colectivo que circulan dentro de la Ciudad".

Gráfico: cómo serán los controles en el AMBA


El Gobierno habilitó la venta online de actividades no esenciales y los talleres mecánicos

Miles de comercios vuelven a cerrar

Frente a esto, volverán a cerrar comercios considerados no esenciales, un total de 370.000 en el AMBA, entre ellos los que venden indumentaria y calzado, librerías y jugueterías. Para tratar de mitigar la situación, el gobierno de la ciudad de Buenos Aires decidió este martes exceptuar a los comercios no esenciales del pago del impuesto de Alumbrado, Barrido y Limpieza durante junio y julio, y anunció una línea de crédito con una tasa fija del 12 por ciento y seis meses de gracia.

El vicepresidente de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), Fabián Tarrío, dijo que "la cuarentena y la situación económica complicaron las ventas del comercio minorista, que emplea a más de un millón de personas en todo el país". "Una muestra es lo que ocurrió la semana pasada, cuando para el Día del Padre (domingo 21 de junio) las ventas cayeron un 44,2 por ciento interanual, aunque en el caso de la indumentaria (ropa) la caída fue de un 48,7 por ciento", comparó.

Según un reporte de la Cámara Argentina de Comercio y Servicios, alrededor de 60.000 comercios de todo el país cerraron sus puertas de manera definitiva, de los cuales unos 25.000 corresponden al AMBA. "Un 52,7 por ciento de las firmas que siguen operativas sufrirán pérdidas, un 25,6 por ciento reducirá su tamaño y un 7,2 por ciento cerrará sus puertas en los próximos 30 días según una encuesta que realizó la entidad", dijo la portavoz de la Cámara Argentina de Comercio y Servicios, María Montiel.

DS