La bajante del Paraná generó pérdidas por US$ 243,9 millones en el primer cuatrimestre

Economia
Lectura
La bajante del río Paraná, la mayor en los últimos 50 años, generó pérdidas por US$ 243,9 millones durante el primer cuatrimestre del año, debido a la imposibilidad que

tienen los buques de poder cargar en los puertos del Gran Rosario y los problemas que ello conlleva.

Así lo estableció un informe elaborado por Bolsa de Comercio de Rosario, que advirtió que “semana a semana, la bajante del Paraná continúa agravándose por el déficit de lluvias hacia el norte de Argentina y en Brasil y se espera que la situación empeore en el corto plazo”.

La bajante alcanzó esta semana un mínimo de 0,40 metros en el Puerto de Rosario, por lo que el complejo oleaginoso tendrá “un costo asociado de US$ 243 millones en el primer cuatrimestre de 2020, al resentir la navegación y carga máxima de los buques y barcazas en las terminales portuarias del Gran Rosario, epicentro de la agroindustria argentina”.

En detalle, el relevamiento destacó que US$ 91,2 millones se pierden por el costo de los busques que deben completar su capacidad máxima de carga en otro puerto o a través de otra barcaza.

Las “demoras” de los buques, debido al poco caudal del río, genera una pérdida de US$ 13,7 millones, junto a mayores costos de transporte, unos US$ 25,2 millones y logísticos en la mercadería que baja por barcazas desde Paraguay, Brasil y Bolivia.

BANER MTV 1

A esto se le asocia un “castigo” al precio de aceite de soja, justamente por estos problemas, que redunda en una pérdida de $ 86,4 millones, a lo que se le suman otros US$ 27,4 millones por la ralentización de los embarques de maíz, por la saturación en la capacidad de almacenaje.

En la última semana, la altura del río medida por el hidrómetro ubicado en Rosario tuvo un fuerte descenso de 0,34 m, para ubicarse a la medianoche del pasado miércoles 22, en los 0,4 metros, el guarismo más bajo desde 1971, y sin antecedentes para abril desde que comienzan los registros en 1884.

Este nivel resulta, además, muy inferior al mínimo de 2,47 metros que tiene que registrarse a la altura de Rosario para que Hidrovía S.A. tenga la obligación de garantizar los 34 pies de calado.

Los puertos del gran Rosario abarcan 70 kilómetros de costa sobre el río Paraná donde a la vera se ubican 20 plantas de almacenamiento y procesamiento de granos, aceite y harina y es el complejo agroexportador más grande del mundo.

El Gobierno argentino le pidió a su para de Brasil que habilite el paso de agua mediante las represas hidroeléctricas para compensar en parte esta bajante histórica en el río Paraná.