Los cinco jóvenes señalados como "la manada de Chubut", que habían sido acusados de violación grupal de una chica de 16 años en 2012 en Playa Unión, no tendrán pena de prisión ya que el fiscal de Rawson, Fernando Rivarola, disminuyó la calificación de "abuso con acceso carnal" a "abuso sexual simple" y consideró que se trató de un "accionar doloso de desahogo sexual".

El fiscal de Rawson, Fernando Rivarola, aceptó el pedido de la defensa de los cinco imputados y ninguno de ellos, con la nueva calificación, será encarcelado.

La medida judicial que trascendió en medios chubutenses fue confirmada a Télam por los penalistas que intervinieron, aunque pidieron estricta reserva por otro fallo que con anterioridad estableció la restricción de brindar los nombres de los imputados, todos de conocidas familias de Trelew y Puerto Madryn, algunos menores al momento de los hechos.

Dos de los imputados habían sido sobreseídos porque eran menores de edad y los tres restantes admitieron haber cometido "abuso sexual simple", es decir "manoseos y tocamientos pero sin acceso carnal" por lo que irán a juicio abreviado en el que se aseguran una pena menor a tres años, es decir de prisión en suspenso.

Uno de los abogados defensores que aceptó dialogar con Télam a condición de no revelar su identidad explicó que "el episodio fue denunciado 6 años después de ocurrido y la chica asegura que no se acuerda de nada, con lo que no hay forma de acreditar el supuesto delito y todo queda en la palabra de uno contra la del otro".

En un comunicado institucional que emitió hoy la fiscalía justificó la expresión y aclaró que "el abuso sexual es justamente una conducta que busca el desahogo sexual del autor”

Colectivos feministas expresaron su repudio a través de las redes sociales al trascender el fallo y la expresión que empleó el fiscal al fundamentar su medida y establecer que no se trató de un abuso agravado sino de un "accionar doloso de desahogo sexual".

En un comunicado institucional que emitió hoy la fiscalía justificó la expresión y aclaró que "el abuso sexual es justamente una conducta que busca el desahogo sexual del autor sabiendo que lo hace sin el consentimiento de la víctima, que va a cometer una ataque sexual, que se trata de un delito, y consciente de ellos avanza sin consideración del daño que va a provocar en esta".

"Eso es dolo", aclara el pronunciamiento del ministerio público y "por eso, en el contexto de una exposición, el uso de la frase 'desahogo sexual doloso', resume lo que escribimos en varios renglones fundamentalmente si se hubiera utilizado en el contexto de audiencias o escritos reservados a los que solo debieran acceder profesionales del derecho".

El caso transcurrió en estricto hermetismo hasta ahora porque a las características de reservas del caso que impone la presencia de menores se sumó el aislamiento por la pandemia que redujo la actividad judicial y desvió la atención pública hacia otros temas.

Si bien los hechos ocurrieron en 2012, la causa se inició recién hace un año cuando la joven identificada como SAVD aceptó radicar formalmente la denuncia que hasta ese momento había descrito solamente a través de su cuenta en Facebook.

Según lo que la joven describió en su momento "habíamos ido una fiesta a la casa de RV y a poco tiempo de llegar perdí la conciencia y es ahí cuando una de mis amigas me encontró en una habitación siendo abusada por un grupo de cuatro varones (EQ, LDV, LM, RV) mientras JP era testigo y TS sostenía la puerta evitando que entre alguien o que pueda salir", contó.

La joven -hoy mayor- asegura que cuando reaccionó "estaba en estado de shock y como estaba desnuda" buscaron su ropa, "que estaba desparramada en la habitación oscura y llena de camas donde sucedió la violación".

"En ese momento -prosigue- el dueño de la casa echó a todo el mundo de la fiesta al grito de que no cuentan nada. Al volver a (Puerto) Madryn tuve un intento de suicidio, me encontraron mi mamá y mi papá y les conté lo que pasó, me llevaron al médico e hicieron el protocolo para la atención integral de la víctima de violencia sexual".

La primera audiencia se realizó el 1 de agosto del año pasado y a poco de comenzar la investigación uno de los señalados (JP) fue desvinculado por haber sido ajeno al episodio aunque estuvo en la escena.

El incendio comenzó en un local de Villa Crepo ubicado en la planta baja del edificio que está en la avenida Corrientes 5246, donde se sintieron al menos dos fuertes explosiones.

Dos bomberos murieron y otros seis resultaron heridos por el incendio y las explosiones que se produjeron en el subsuelo y en una perfumería de la planta baja de un edificio de 14 pisos situado en el barrio porteño de Villa Crespo.

El ministerio de Seguridad porteño informó que los fallecidos son el comandante director Ariel Gastón Vázquez, de la Compañía de Planeamiento Desarrollo; y el subcomisario Maximiliano Firma Paz, de la Estación VI Villa Crespo, caídos en coincidencia con la jornada en la que se conmemora el Día del Bombero Voluntario.

Seis bomberos debieron ser trasladados con heridas de diversa gravedad a los hospitales Fernández, Durand, Churruca, Zubizarreta e Instituto del Quemado; mientras que otros dos fueron asistidos en el lugar por el SAME.

El incendio tomó un local de perfumería situado en la planta baja del edificio de 14 pisos en la avenida Corrientes 5246, en cuyo subsuelo se sintieron al menos dos explosiones.

El titular del SAME porteño, Alberto Crescenti, confirmó en declaraciones al canal TN que "el rescate comenzó después de que la primera explosión afectase a seis bomberos, de los cuales uno estaba en shock".

"Estábamos tratando de sacar esos heridos cuando se dio una segunda explosión aún más fuerte que lanzó mucha mampostería sobre nosotros; la verdad es que volvimos a nacer", dijo.

Desde la dirección de Bomberos informaron a Télam que la primer explosión se produjo cerca de las 17 y la segunda una hora más tarde en el segundo subsuelo de la perfumería "Pigmento".

La potencia de la segunda explosión lanzó cristales de la vidriera y de la parada de colectivos más próxima y los tiró hasta la vereda de enfrente de la avenida Corrientes, en las puertas de la tradicional Galería Galecor.

Por su parte, el jefe de Bomberos de la Ciudad de Buenos Aires, Juan Carlos Moriconi, afirmó esta noche que “la situación está controlada y esperamos poder entrar a la zona de impacto”.

En el Día del Bombero Voluntario, Moriconi recordó al comandante Vázquez y al subcomisario Firma Paz: “Eran dos bomberos de mucha experiencia, excelentes bomberos y los vamos a llevar en el corazón. Son las cosas con las que nos exponemos diariamente, es nuestro trabajo, siempre está Dios con nosotros, esta vez no estuvo”.

El jefe de Bomberos porteño agregó que “ya estamos en la última instancia, la situación está controlada y esperamos poder entrar a la zona de impacto”.

“Hubo una primera explosión más chica donde hubo tres bomberos heridos, después se aplacó e ingresaron nuevamente para apagar el fuego y se produjo la segunda explosión y más fuerte, ahí fue el derrumbe”, indicó.

“Hasta que no hagamos la pericia no se puede decir nada. Pueden ser muchas causas, pero dar una causa sin determinar bien lo que pasó no tiene sentido”, finalizó Moriconi.

Mientras los bomberos trabajaban en la remoción de escombros y tareas de enfriamiento, un equipo de Metrogas interrumpía el suministro de gas en el lugar.

Una vez que terminen las tareas de enfriamiento, personal de la Guardia de Auxilio revisará la estructura para evaluar los daños.

Fuentes del ministerio de Seguridad porteño informaron que el incendio comenzó en la perfumería ubicada en la planta baja del edificio de 14 pisos en avenida Corrientes 5246, y que personal de la estación 6ta de los bomberos de la Ciudad se trasladaron a apagarlo.

Los bomberos trabajaron con esfuerzo para apagar las llamas y se hicieron presentes el SAME y la Brigada de Emergencias Especiales (BEE), debido a que en el lugar se almacenaban supuestamente productos combustibles.

A causa del incendio, se cortó al tránsito en Corrientes, en su intersección con Scalabrini Ortíz.

El mandatario exhortó a los argentinos a “no rendirse” y “enfrentar el futuro con responsabilidad", al participar del acto de bajada de una tunelera de AySA junto al gobernador bonaerense, Axel Kicillof.

El presidente Alberto Fernández exhortó hoy a "no hacerse los distraídos" y afirmó que "ha llegado la hora de ocuparnos" de los "millones de argentinos que sufren", al tiempo que pidió a la población “no rendirse” y “enfrentar el futuro con responsabilidad, alegría y felicidad”.

"Hay millones de argentinos que sufren y no podemos hacernos los desentendidos. ¿Cuántas veces podemos mirar para otro lado? ¿Cuántas veces vamos a hacernos los distraídos? Basta. Ha llegado la hora de ocuparnos de los argentinos que todos los días luchan en condiciones muy adversas", advirtió Fernández.

El jefe de Estado encabezó este mediodía en Bernal, en el partido bonaerense de Quilmes, el acto de bajada de una tunelera de AySA, bautizada como "Eva", en el Sistema Agua Sur, proyectado para asegurar el sistema de agua potable para los distritos del sur del Gran Buenos Aires, obra que beneficiará a 2,5 millones de habitantes.

En ese marco, el Presidente dijo que "los millones que sufren son argentinos a los que el sentido de la meritocracia dejó de lado, a quienes les hicieron creer que ellos no tenían oportunidades y nosotros vamos a darle las oportunidades a cada uno de los argentinos".

Junto al Presidente, estaban el gobernador bonaerense, Axel Kicillof; la titular de Aysa, Malena Galmarini, a cargo de la obra; los ministros de Obras Públicas, Gabriel Katopodis, y del Interior, Eduardo "Wado" de Pedro, y el titular del Sindicato de Obras Sanitarias, José Luis Lingeri.

También estaban presentes el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa; el jefe de la bancada de Diputados del Frente de Todos, Máximo Kirchner; y los intendentes Mayra Mendoza (Quilmes); Jorge Ferraresi (Avellaneda), Néstor Grindetti (Lanús), Martin Insaurralde (Lomas de Zamora), Mariano Cascallares (Almirante Brown), Fernando Gray (Esteban Echeverría), Fernando Espinoza (La Matanza).

Al mirar a su alrededor, el jefe de Estado dijo: "Veo a dirigentes haciéndose cargo de los problemas argentinos del presente y van a ser los dirigentes de mañana".

"Se trata de una nueva generación de dirigentes que llega a las intendencias, a los cargos públicos, pensando en una Argentina distinta, sin las injusticias del presente y eso me da una enorme tranquilidad", sostuvo en su discurso.

En tanto, recordó que con el ex presidente Néstor Kirchner -del cual fue jefe de Gabinete- en el 2006 "se le quitó la concesión" a Aguas Argentinas, de capitales franceses, ya que "el problema que teníamos era que el agua era un negocio y llegaba a los que podían pagarla y nuestra preocupación era que llegase a todos".

Al referirse a la situación por el coronavirus, el mandatario dijo que la "pandemia nos ha dado una gran oportunidad para poner las cosas en su lugar" y añadió: "Ya sabemos lo que es esencial, qué necesitamos como sociedad y sabemos la injusticia que hay en nuestra sociedad y lo que tenemos es la oportunidad de cambiar esto".

"Justicia es tener acceso a la educación, a la salud y al agua, eso es justicia". reafirmó.

En referencia a los barrios populares que registran gran cantidad de contagios por coronavirus, Fernández dijo: "Todos los que estamos gobernando somos un habitante más de Villa Azul, del barrio Padre Mugica y de la villa 11-14, y de cada barrio popular que hay en Argentina, porque allí hay una necesidad y allí es donde hay derechos que reponer".

AddThis Sharing Buttons

Share to Twitter

Share to FacebookShare to WhatsAppShare to ImprimirShare to Más...

El presidente Alberto Fernández exhortó hoy a "no hacerse los distraídos" y afirmó que "ha llegado la hora de ocuparnos" de los "millones de argentinos que sufren", al tiempo que pidió a la población “no rendirse” y “enfrentar el futuro con responsabilidad, alegría y felicidad”.

"Hay millones de argentinos que sufren y no podemos hacernos los desentendidos. ¿Cuántas veces podemos mirar para otro lado? ¿Cuántas veces vamos a hacernos los distraídos? Basta. Ha llegado la hora de ocuparnos de los argentinos que todos los días luchan en condiciones muy adversas", advirtió Fernández.

El jefe de Estado encabezó este mediodía en Bernal, en el partido bonaerense de Quilmes, el acto de bajada de una tunelera de AySA, bautizada como "Eva", en el Sistema Agua Sur, proyectado para asegurar el sistema de agua potable para los distritos del sur del Gran Buenos Aires, obra que beneficiará a 2,5 millones de habitantes.

En ese marco, el Presidente dijo que "los millones que sufren son argentinos a los que el sentido de la meritocracia dejó de lado, a quienes les hicieron creer que ellos no tenían oportunidades y nosotros vamos a darle las oportunidades a cada uno de los argentinos".

Junto al Presidente, estaban el gobernador bonaerense, Axel Kicillof; la titular de Aysa, Malena Galmarini, a cargo de la obra; los ministros de Obras Públicas, Gabriel Katopodis, y del Interior, Eduardo "Wado" de Pedro, y el titular del Sindicato de Obras Sanitarias, José Luis Lingeri.

También estaban presentes el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa; el jefe de la bancada de Diputados del Frente de Todos, Máximo Kirchner; y los intendentes Mayra Mendoza (Quilmes); Jorge Ferraresi (Avellaneda), Néstor Grindetti (Lanús), Martin Insaurralde (Lomas de Zamora), Mariano Cascallares (Almirante Brown), Fernando Gray (Esteban Echeverría), Fernando Espinoza (La Matanza).

Al mirar a su alrededor, el jefe de Estado dijo: "Veo a dirigentes haciéndose cargo de los problemas argentinos del presente y van a ser los dirigentes de mañana".

"Se trata de una nueva generación de dirigentes que llega a las intendencias, a los cargos públicos, pensando en una Argentina distinta, sin las injusticias del presente y eso me da una enorme tranquilidad", sostuvo en su discurso.

En tanto, recordó que con el ex presidente Néstor Kirchner -del cual fue jefe de Gabinete- en el 2006 "se le quitó la concesión" a Aguas Argentinas, de capitales franceses, ya que "el problema que teníamos era que el agua era un negocio y llegaba a los que podían pagarla y nuestra preocupación era que llegase a todos".

Al referirse a la situación por el coronavirus, el mandatario dijo que la "pandemia nos ha dado una gran oportunidad para poner las cosas en su lugar" y añadió: "Ya sabemos lo que es esencial, qué necesitamos como sociedad y sabemos la injusticia que hay en nuestra sociedad y lo que tenemos es la oportunidad de cambiar esto".

"Justicia es tener acceso a la educación, a la salud y al agua, eso es justicia". reafirmó.

En referencia a los barrios populares que registran gran cantidad de contagios por coronavirus, Fernández dijo: "Todos los que estamos gobernando somos un habitante más de Villa Azul, del barrio Padre Mugica y de la villa 11-14, y de cada barrio popular que hay en Argentina, porque allí hay una necesidad y allí es donde hay derechos que reponer".

Además, el jefe de Estado expresó su "admiración por la obra de ingeniería" que representa la tunelera para excavar el río subterráneo que llevará el agua a los partidos y bromeó que para un abogado, como él, "es algo asombroso, como si estuviera en Disneylandia".

"Hay dos cosas que me parecen impresionante: la obra en sí y los años en que la obra no se hacía; tanto demoramos para entender que hay dos millones y medio de bonaerenses que están necesitando estas obras tan solo para abrir una canilla donde salga agua y estamos en el siglo XXI", se lamentó.

En un fuerte respaldo a la figura de Galmarini, contó -en tono anecdótico- que siempre a Massa le decía que "lo mejor que tiene el massismo es Malena, porque viene de una familia que ha sufrido mucho la persecución y tiene una comprensión de lo que necesita la Argentina que valoro mucho".

En un mensaje final, afirmó que "no es hora de rendirse sino con felicidad, alegría y responsabilidad enfrentar el futuro, que es lo que estamos haciendo", y pidió "no bajar los brazos", en medio de la pandemia.

El presidente Alberto Fernández exhortó hoy a "no hacerse los distraídos" y afirmó que "ha llegado la hora de ocuparnos" de los "millones de argentinos que sufren", al tiempo que pidió a la población “no rendirse” y “enfrentar el futuro con responsabilidad, alegría y felicidad”.

"Hay millones de argentinos que sufren y no podemos hacernos los desentendidos. ¿Cuántas veces podemos mirar para otro lado? ¿Cuántas veces vamos a hacernos los distraídos? Basta. Ha llegado la hora de ocuparnos de los argentinos que todos los días luchan en condiciones muy adversas", advirtió Fernández.

El jefe de Estado encabezó este mediodía en Bernal, en el partido bonaerense de Quilmes, el acto de bajada de una tunelera de AySA, bautizada como "Eva", en el Sistema Agua Sur, proyectado para asegurar el sistema de agua potable para los distritos del sur del Gran Buenos Aires, obra que beneficiará a 2,5 millones de habitantes.

En ese marco, el Presidente dijo que "los millones que sufren son argentinos a los que el sentido de la meritocracia dejó de lado, a quienes les hicieron creer que ellos no tenían oportunidades y nosotros vamos a darle las oportunidades a cada uno de los argentinos".

Junto al Presidente, estaban el gobernador bonaerense, Axel Kicillof; la titular de Aysa, Malena Galmarini, a cargo de la obra; los ministros de Obras Públicas, Gabriel Katopodis, y del Interior, Eduardo "Wado" de Pedro, y el titular del Sindicato de Obras Sanitarias, José Luis Lingeri.

También estaban presentes el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa; el jefe de la bancada de Diputados del Frente de Todos, Máximo Kirchner; y los intendentes Mayra Mendoza (Quilmes); Jorge Ferraresi (Avellaneda), Néstor Grindetti (Lanús), Martin Insaurralde (Lomas de Zamora), Mariano Cascallares (Almirante Brown), Fernando Gray (Esteban Echeverría), Fernando Espinoza (La Matanza).

Al mirar a su alrededor, el jefe de Estado dijo: "Veo a dirigentes haciéndose cargo de los problemas argentinos del presente y van a ser los dirigentes de mañana".

"Se trata de una nueva generación de dirigentes que llega a las intendencias, a los cargos públicos, pensando en una Argentina distinta, sin las injusticias del presente y eso me da una enorme tranquilidad", sostuvo en su discurso.

En tanto, recordó que con el ex presidente Néstor Kirchner -del cual fue jefe de Gabinete- en el 2006 "se le quitó la concesión" a Aguas Argentinas, de capitales franceses, ya que "el problema que teníamos era que el agua era un negocio y llegaba a los que podían pagarla y nuestra preocupación era que llegase a todos".

Al referirse a la situación por el coronavirus, el mandatario dijo que la "pandemia nos ha dado una gran oportunidad para poner las cosas en su lugar" y añadió: "Ya sabemos lo que es esencial, qué necesitamos como sociedad y sabemos la injusticia que hay en nuestra sociedad y lo que tenemos es la oportunidad de cambiar esto".

"Justicia es tener acceso a la educación, a la salud y al agua, eso es justicia". reafirmó.

En referencia a los barrios populares que registran gran cantidad de contagios por coronavirus, Fernández dijo: "Todos los que estamos gobernando somos un habitante más de Villa Azul, del barrio Padre Mugica y de la villa 11-14, y de cada barrio popular que hay en Argentina, porque allí hay una necesidad y allí es donde hay derechos que reponer".

Además, el jefe de Estado expresó su "admiración por la obra de ingeniería" que representa la tunelera para excavar el río subterráneo que llevará el agua a los partidos y bromeó que para un abogado, como él, "es algo asombroso, como si estuviera en Disneylandia".

"Hay dos cosas que me parecen impresionante: la obra en sí y los años en que la obra no se hacía; tanto demoramos para entender que hay dos millones y medio de bonaerenses que están necesitando estas obras tan solo para abrir una canilla donde salga agua y estamos en el siglo XXI", se lamentó.

En un fuerte respaldo a la figura de Galmarini, contó -en tono anecdótico- que siempre a Massa le decía que "lo mejor que tiene el massismo es Malena, porque viene de una familia que ha sufrido mucho la persecución y tiene una comprensión de lo que necesita la Argentina que valoro mucho".

En un mensaje final, afirmó que "no es hora de rendirse sino con felicidad, alegría y responsabilidad enfrentar el futuro, que es lo que estamos haciendo", y pidió "no bajar los brazos", en medio de la pandemia.

Por su parte, Kicillof le agradeció al jefe de Estado la "decisión de poner en marcha esta obra que le va a mejorar la vida a muchísimos bonaerenses" y recordó que "en la dictadura le querían poner empalizadas a los barrios populares".

Asimismo, Kicillof consideró que es "absolutamente inadmisible y escandaloso que argentinos y argentinas no tengan un servicio tan básico como es el agua y las cloacas" y sostuvo que "hay buena parte de la provincia de Buenos Aires no tiene agua potable".

"Tuvo que llegar un virus que se mata con algo tan básico como agua y jabón para que nos demos cuenta que es absolutamente inadmisible y escandaloso", aseveró el mandatario provincial.

La tunelera, bautizada "Eva" en honor a Eva Perón, irá construyendo el túnel, que se realiza mediante la construcción de seis dovelas (arcos) de hormigón armado, que conforman un anillo.

Según informó Aysa, "Eva" tiene un escudo frontal de 4,66 metros de diámetro y una longitud de 9 metros, mientras que la longitud total de la tunelera tiene 165 metros.

Finalmente, Galmarini recordó que "había 100 obras paradas" cuando llegaron al Gobierno y "ahora hay 190 obras que vamos a poner en marcha", en tanto que informó que "se están licitando otras 40 en el conurbano bonaerense, un conurbano tan castigado, no solamente por el coronavirus sino básicamente por la pobreza".

La titular de Aysa recordó que el ex presidente Kirchner estatizó la empresa en el 2006 y ahora tiene un "prestigio internacional", y mencionó que al asumir en diciembre encontró que "estaba desfinanciada, era deficitaria y estaba sobre endeudada".

El material de publicación surge de una entrevista realizada por Julio Molisano a Mercedes Miriam Martínez por Híper Digital Radio

Miriam Martínez, hermana de uno de los detenidos, denuncia maniobras de fraude en el proceso que juzgó la causa conocida como “Marea Verde” que secuestró casi tres toneladas de drogas en varias requisas, con 18 imputados, entre ellos un escribano y un gestor que se encargaban de falsificar documentación para el blanqueo de dinero. ESCUCHAR EL AUDIO

Esta causa se inicia el 23 de agosto del 2015 en la localidad de Wanda provincia de Misiones donde en un procedimiento incautan casi tres toneladas de drogas, pero el hecho en sí arrancó en la peatonal San Martín de Mar del Plata donde detienen a un joven que transportaba un paquete de Mariguana en un bolso y a partir de allí se desata una investigación que se conoce como “Marea Verde” y constituye un hecho emblemático en cuanto a narcotráfico en la Argentina.

Como relata Mercedes Miriam Martínez, su hermano de desempeñaba como comerciante de ropas, tenía una vida normal con su esposa e hijos, y al desatarse este hecho uno de los imputados de apellido Giménez, lo sindica como “el jefe de la operación”, rápidamente, Walter Martínez es detenido, se producen una serie de allanamientos en el domicilio de él y su familia, que no arrojaron ninguna prueba, pero que lo privaron de su libertad hasta el día de la fecha. Desde hace cuatro años, según Mercedes durante el juicio no demostraron ninguna prueba, tampoco fue nombrado por el resto de la banda, pero de igual manera se encuentra en el penal de Devoto privado de su libertad.

El despojo

Walter Martínez perdió toda su vida, su familia, su mujer y en el transcurso del tiempo de detención fallece su padre, lleva sin poder ver a sus hijos desde hace tres años, un verdadero desastre en la vida de una persona que hasta ese momento llevaba una vida normal. Además de que aunque recupere su libertad quien le saca el cartel de narcotraficante que tendrá que llevar por el resto de su vida.

Los Narcotraficantes fueron favorecidos con prisión domiciliaria

Como se podrá apreciar en el material multimedia, los verdaderos integrantes de la banda que fueron encontrados con drogas en los allanamientos de sus domicilios y de sus familias fueron favorecidos con penas morigeradas como la prisión domiciliaria, pero además si presta atención podrá escuchar que Mercedes Miriam Martínez dice en un momento, con nombres y apellidos de los Narcotraficantes que tienen penas que no pasan los tres años y el arrepentido en libertad, una locura que de comprobarse debería ser objeto de una investigación que revise la causa, el desempeño de los fiscales y los jueces porque en estas condiciones uno no puede menos que coligar que la justicia protegió a los narcotraficantes y encarceló a personas sin pruebas y por el solo hecho de haber sido “sindicada” por un individuo que se encuentra en libertad.

Así lo anunció esta tarde la titular de la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses), Fernanda Raverta, en una conferencia de prensa en casa de Gobierno.

El Gobierno nacional anunció hoy que a partir del 8 de junio comenzará a pagar la segunda etapa del Ingreso Familiar de Emergencia (IFE).

La directora ejecutiva de la Anses, María Fernanda Raverta, anunció hoy que "las casi 9 millones de personas" que ya cobraron el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) "volverán hacerlo en la segunda vuelta del bono en este mes".

Fue en una conferencia de prensa en casa de Gobierno, en la que anunció que los pagos comenzarán con los beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo (AUH), luego con quienes declararon una CBU y finalmente quienes no tienen cuenta bancaria.

Según un informe de los Ministerios de Economía, Desarrollo Productivo y Trabajo, el IFE evitó que entre 2,7 y 4,5 millones de personas caigan transitoriamente en la pobreza y es una de las medidas de transferencias más grandes llevadas a cabo en el marco de la pandemia de la coronavirus (Covid-19).

Asimismo, contribuyó a ampliar la cobertura estatal de los sectores más vulnerables mediante transferencias monetarias que alzaron al 89% del decil más pobre de la población.