Coronavirus en Italia: registró el número más bajo de muertes diarias desde el inicio del confinamiento

Internacionales
Lectura

Italia informó este domingo de la muerte de 174 personas por coronavirus durante las últimas 24 horas, la cifra más baja desde que empezó el

confinamiento, que empezará a levantarse parcialmente a partir del lunes. En total ya suma 28.884 decesos desde el inicio de la pandemia.

Según los datos de Protección Civil, los registrados en las últimas 24 horas son el número más bajo desde el 9 de marzo, antes del confinamiento, cuando se informó de 97 fallecidos. El inicio del aislamiento en toda Italia fue un día después, tras un decreto del primer ministro Giuseppe Conte que dos días antes lo había impuesto para la región norte.

Los datos oficiales dieron cuenta también este domingo de 1.389 positivos en la última jornada, bajando el número del sábado, que quedó en 1.900. En total, los infectados en Italia son 210.717, según los casos confirmados.

También es la menor cifra diaria de positivos desde el 10 de marzo, cuando se dio cuenta de 977 casos.

El boletín diario de Italia recoge también 17.242 pacientes hospitalizados. De ellos, 1.501 están en cuidados intensivos, 38 menos que el sábado. Además hay 81.654 recuperados, 1.740 más en un día, y 100.179 casos activos con coronavirus. En tanto, el 81 % de los positivos actuales están en aislamiento domiciliario.

Por regiones, Lombardía sigue encabezando la lista con 77.528 casos y 14.231 fallecidos, seguida de Piamonte (27.430 casos y 3.152 muertos) y Emilia Romaña (26.016 casos y 3.642 decesos). Muy por detrás están Véneto, Toscana, Liguria, Lacio y las Marcas.

Las cifras actuales demuestran que hay un mayor control del contagio desde hace varias semanas, lo que se refleja en una menor presión sobre el sistema hospitalario. Esto llevó a las autoridades a flexibilizar las medidas de confinamiento a la población, para reactivar una economía colapsada por la enfermedad.

Por eso, Italia comienza mañana, lunes, la fase dos de las medidas contra esta epidemia, con una reapertura lenta y gradual de actividades económicas y el alivio de algunas restricciones de movimiento.

No obstante, esta reapertura sigue siendo muy prudente. Los negocios minoristas, los bares y los restaurantes seguirán cerrados. También se fomentará el teletrabajo y se prohíben las reuniones familiares, aunque será posible desplazarse para ver a parientes que viven en la misma región.

Se mantiene el distanciamiento social, lo que incluye el transporte. Tampoco se permiten aglomeraciones ni picnics en los parques.

No obstante, Conte señaló que 4,4 millones de trabajadores reanudarán su trabajo. También será posible salir de casa para caminar, andar en bicicleta o hacer ejercicio.

Las autoridades sanitarias temen una segunda oleada de contagios si no se mantienen los esfuerzos actuales.

Con información de agencias.